Duros
Semi-Duros
Blandos
Feseras
Rejillas
Frascos
Botellas
Bidones
Potes
Cucharas para leche en polvo
Frascos c. lechero
Baldes guacheras
Cuplas
 
 
 
 “No hay queso sin molde”
 
 
 
El molde constituye una de las partes más importantes en el proceso de elaboración.
 

Principales funciones:

- Desuero.
- Formación de corteza.
- Moldeo del cuajo hasta su transformación en queso.
 
 
A la hora de la elección de un molde es indispensable definir las siguientes características:
 
 


Desarrollos acordes a especificaciones del cliente.

  Forma:

Esta claro que lo primero que se elige es la forma; puede ser redondo, cuadrado, rectangular o de formas específicas.
Los moldes cuadrados y rectangulares son particularmente difíciles y las formas con complejas curvas aún más.

Es aconsejable hacer pruebas con el modelo elegido o con otro similar. No nos olvidemos que el molde deberá reflejar en la medida de lo posible la forma final del queso.

 
 

Variedad de sistemas de acanalado.


Variedad de sistemas de acanalado.

  Acanalado:

Este es uno de los factores determinantes de la textura del queso. Y es que cuanto más fino sea el surco, será menos visible.

Por el contrario cuando el surco sea más grueso dejará una marca más acentuada.

La combinación del acanalado, el programa de prensado y el tipo de cuajada contribuye a la formación de una corteza de buena calidad. Como regla general puede decirse que cuanto más grueso sea el acanalado, más consistente será la corteza.

 
 

Número y/o diámetro variable de microperforaciones.
  Microperforado:

Está directamente relacionado con el proceso de producción de cada planta y con la experiencia de cada Maestro quesero.

De esta manera si en las pruebas preliminares la formación de la corteza o el índice de humedad no es el correcto es posible seleccionar otro número de microperforaciones por cm2 y / o diámetro de las mismas.

 
 

Refuerzos de acero inoxidable (AISI304).


Fabricados en polietileno de Ultra Alto Peso Molecular de origen alemán.


Bloques uniformes en geometría y peso.
 


Área de corte pareja.

  Prensado:

Constituye una parte muy importante en el proceso de elaboración y en el se distinguen 3 etapas.

1ra etapa
Desuero: se desprende el exceso de suero mediante una combinación de la estructura acanalada y las microperforaciones, que hacen posible el reparto uniforme del cuajo por el molde.

2da etapa
Distribución del cuajo por el molde

3ra etapa
Cierre de la corteza: se logra intensificando la presión. Aunque esta varía para cada tipo de masa, es posible ejercer un nivel final de hasta 400gr./cm2.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 



 

Si bien el programa de prensado utilizado actualmente por Plásticos Rafaela S.A., servirá de punto de partida para vuestra planta en el uso de Moldes plásticos microperforados, deberá complementarse con la experiencia de cada Maestro quesero.

 
 
 Columnas de moldeo
 
 
 
En los sistemas de moldeo, el drenaje de la cuajada no sólo separa en gran parte el suero de los granos de la cuajada, sino que también conduce a la formación de una masa coherente.
 
 







  El drenaje no es un proceso aislado, requiere una preparación bien controlada de la cuajada, por eso su resultado depende de la preparación de la misma y de MOLDEAR y PRESIONAR adecuadamente.

Con la aparición de las COLUMNAS DE MOLDEO se logró un gran adelanto en este sentido. La mezcla de granos cuajada y suero se bombea desde las tinas a los tanques pulmón (buffer) antes de bombearse a la/s columna/s. Mediante el enfriamiento de la mezcla en estos tanques, se controla el contenido de agua del queso durante el ciclo COMPLETO de producción.

PLASTICOS RAFAELA S.A. modernizó este sistema, reemplazando el corazón del mismo, que antes era construido en acero inoxidable con ranuras de drenaje, por una columna plástica construida en placas de Polietileno de Ultra alto peso molecular de origen Alemán microperforadas totalmente.

De esta manera se lograron nuevos resultados:

-Precisión en el corte del bloque cuajada.
-Menor perdida de “fino”.
-El área de corte mucho mas pareja y bloques uniformes en geometría y peso.
-De fácil limpieza y bajo crecimiento bacteriano.
-Óptima velocidad de drenaje.
-Bajo o nulo mantenimiento.
-Menor peso que su antecesora de AISI304.
-Menor deformación estructural ante los continuos cambios de temperatura.
-No la afecta solvente o ácido conocido.
-Si por algún motivo se debe interrumpir la producción, la masa no se pegará a las paredes de la columna aunque la misma ya se haya “secado”.
















Nuestras columnas plásticas han sido probadas hasta 20 horas diarias de producción sin sufrir alteraciones, ni el producto final ni en la propia columna.
 
 
 Aplicaciones y dimensiones disponibles
 
 
 
Quesos blandos:
 







  Molde o Multimolde Cremoso hasta 12 unid. 230 x 230 con o sin tapa.



 





Molde o Multimolde Por Salut hasta 12 unid. cuadrado o redondo Ø 230 con o sin tapa.








Molde o Multimolde Miniazul hasta 35 unid. Ø 87, peso 250 gr. sin tapa.

 

 

 




Molde o Multimolde Cammenbert hasta 35 unid. Ø 85, peso 280 gr. sin tapa.















Todos son apilables.

 
 
Quesos Semi - Duros y Duros:
 




Moldes reforzados para quesos Semi - Duros y Duros.

  Moldes o Multimoldes Barra Tybo, Danbo, Chanco Chileno y Gouda Uruguayo con refuerzo de AISI 304 y TAPA.
Se fabrican a medida según especificaciones del cliente.





 


Molde EUROBLOCK 500 x 300 x 160 h con refuerzo de AISI 304 y TAPA.

Multimolde Fontina 2 x Ø 270 x 190 h.

Multimolde Mini Fynbo Ø 88, peso 400 gr., hasta 55 unid. (En desarrollo).

Molde Mini Edan 850 gr. con Tapa. (En construcción).

Molde Reggianito Ø 255 con Tapa. (En construcción).